Ventajas de trabajar en un coworking pequeño

¿Te gustaría trabajar en un espacio de coworking? Si es así no eres ningún bicho raro, ya que cada vez hay más profesionales freelances que eligen esta forma de trabajar.

De hecho esta demanda se está traduciendo en la entrada de grandes multinacionales de coworking. Sí, aunque no lo parezca, el uso de los espacios de coworking ha aumentado tanto que el propio concepto se ha convertido en un negocio.

¿Conoces alguna multinacional de coworking? Sin ir más lejos, en Madrid y Barcelona tenemos espacios enormes de trabajo compartido de la multinacional WeWork y algunas otras.

¿Los espacios grandes de coworking suponen una amenaza para los pequeños?

Algunas veces hemos hablado de este tema en FelisaCowork, especialmente cuando nos enteramos de la presencia de estas grandes oficinas compartidas en Barcelona. Y, para ser sinceros, nos daba un poco de respeto.

¿Tendrán estos espacios grandes tantas ventajas que los trabajadores irán allí y huirán de los coworkings pequeños tradicionales? Esta es la pregunta que nos hacíamos.

Que haya cierta fuga de trabajadores es muy posible, de hecho ya está sucediendo. No obstante, estamos seguros de que los coworkings pequeños seguirán existiendo porque tienen muchas ventajas.

4 ventajas poderosas de trabajar en un coworking pequeño

Son muchas las ocasiones en las que hemos presenciado cómo el pez grande se traga al chico. Pero esto no sucederá en el caso de los coworkings porque los pequeños reúnen una serie de características y beneficios que no tienen los grandes. Vamos a verlos.

1. Tranquilidad y silencio

¿Te gusta trabajar en un ambiente silencioso y tranquilo? Entonces lo tuyo es un coworking pequeño.

Esto es obvio. En un lugar grande hay más ruido ambiental, más voces y más gente hablando por teléfono. Cuanta menos gente haya, todo esto se minimiza. Si has trabajado alguna vez por cuenta ajena en una oficina seguro que sabes de lo que te hablamos.

2. Formación a la medida de los coworkers

En un espacio de coworking siempre tienes eventos y talleres formativos.

Claro está que esa parte formativa tiene que estar adaptada a lo que los trabajadores del coworking demandan y necesitan. Definir esto es más sencillo en un coworking pequeño.

Por ejemplo, nosotros estamos especializados en asesoramiento y coaching para emprendedores porque detectamos que eso es lo que necesitan. Y además nos diferenciamos en esto de otros espacios de coworking.

3. Valores distintivos

Un coworking pequeño puede tener una seña de identidad marcada que difícilmente tendrá uno grande. Dicha identidad irá definida por los valores de los coworkers.

Felisa Cowork apuesta por que la comida que entre sea saludable y ecológica. Si fuéramos muchos habría sido mucho más difícil poner nuestros valores en común.

4. Relaciones más familiares

Si lo que buscas en un coworking es que sea un espacio personalizable y familiar, donde puedas crear relaciones estrechas con tus compañeros, entonces preferirás un coworking pequeño a uno grande.

Piensa que cualquier espacio de coworking ofrece en general mucha más flexibilidad que una oficina, por ello, aunque parezca raro, hasta las multinacionales están haciéndose presentes en los grandes espacios de coworking. Y esto es así porque saben que sus trabajadores se sienten más a gusto allí.

Si eres un trabajador autónomo, ¿te gustaría llegar tu primer día al coworking y ver una multitud de gente trabajando en lo suyo, sin siquiera mirarte ni darte la bienvenida? En FelisaCowork lo tenemos muy claro. Queremos que todo el que venga se sienta en su casa.

Cada “oveja” con su coworking

Hay distintos tipos de espacios de coworking y distintos tipos de trabajadores. Cada trabajador elegirá el espacio que más se adecúe a lo que quiere conseguir.

Si eres trabajador autónomo, quieres trabajar en un ambiente tranquilo y estrechar relaciones con tus compañeros, sin duda un coworking pequeño es perfecto para ti.

Nos encanta conocer gente nueva, así que cuando quieras escríbenos, quedamos y te enseñamos nuestro espacio. ¡Nos vemos por aquí!

Sin Comentarios

Dejar comentario